Estamos ante un Nolan imperial, Faraón del nuevo cine de ciencia-ficción, donde imprime su sello hiperrealista haciendo del género más ciencia que ficción, a lo que añade un tono mesiánico, filosófico y transcendental que realza ese buen gusto por las emociones que despliega durante las casi tres horas de metraje. Es cierto que la película se nutre de homenajes a “2001: Una odisea del espacio” así como de la reciente “El árbol de la vida”, mezclando lo mejor de los dos mundos, el de Kubrick y su fanatismo por la perfección visual y la composición, así como un guion hilado hasta el último centímetro y por otro lado la trascendencia emocional que trasmite con las imágenes Terrence Malick, cargado de poesía visual.  También, en cuanto rigor científico del proceder en el espacio hay claras referencias a la exitosa “Gravity” de Alfonso Cuarón. Christopher Nolan ha sabido tomar los mejores recursos de estos grandes maestros sin caer en la ostentación y fanatismo y aportando lo mejor de si mismo.

Puede que personalmente, de los títulos de Nolan, “Origen” me fascinara más aun por lo inesperado de su trama y por la perfecta sincronización de su guion, pero aquí toma cotas más altas. Su trayectoria queda claramente reflejada en “Interstellar”,  como esa excelencia por el montaje alterno que vimos en “Memento”, pura obra de ingeniería, y donde aquí nuevamente Nolan lo vuelve hacer, especialmente en el último tramo de película. Todo lo mejor de lo que hemos podido ver de él se recoge en su última película, motivo más que suficiente para no perdérsela.interstellarMatthewMcConaugheyMackenzieFoyLOVELSParamount

Vayamos paso por paso para no perder detalle.

Dirección: Como si de una sinfonía se tratase orquesta cada uno de los elementos participantes sin dejar una sola pata coja. Consigue que la tensión se apodere del espectador desde el primer instante. Ya en la primera escena, en los campos de maíz, cuando toma el volante de la camioneta con virulencia y se adentra campo a través junto a la sugestionadora música de Hans Zimmer tras un Drone de fabricación India, deja muy claro de que va a ir todo esto. Ritmo constante, sin paz, en tensión continua en un viaje a lo desconocido. Destaco también el uso que hace de las cámaras subjetivas, que apostaría que alguna es una Gopro. Me quedo con las que muestra la nave espacial desde su armazón externo , donde vemos lo mareante que puede ser el espacio, y con la de la camioneta cuando deja su casa camino del espacio, donde por cierto tiene una rápida y acertada transicción hacia la aventura espacial. De la camioneta a la cabina de despegue.

Fotografía y Efectos Visuales: Como ya sabe todo el mundo se ha usado lo menos posible los efectos digitales, aunque haberlos los hay, y muchos. (165 millones de dólares de presupuesto). Pero queda patente en la nave espacial el realismo imperante y esto se debe al uso de efectos más tradicionales. La fotografía es correcta y acertada, sin llegar al virtuosismo que pudo tener en “Gravity” (comparación más cercana), pero se consigue con nota la iluminación propia de los entornos espaciales.

Guion: Una de las joyas de la corona.  Aquí los hermanos Nolan se lucen por todos los lados. Bien construido, con ritmo, con trama, con un montaje complicado y lo más importante, que por mucho que pretendan rizar el rizo siempre salen airosos y resuelven con inteligencia cualquier situación ofreciendo un fin a la altura.  Aquí he de señalar que pese a las críticas que ha tenido el desenlace del film,  a mi me parece extraordinario. El desenlace aporta respuestas, da una explicación llena de sentido (algo que por ejemplo en “2001” es más que difuso y cuestionable, pese a que esa era la intención).

Interpretaciones: Veo claramente a Matthew McConaughey camino del Oscar. La escena en la que se pone una cinta de video en la que va viendo los años de mensajes de sus hijos es simplemente “EXTRAORDINARIA”. Al igual que a Anne Hathaway le valió el Oscar cantar en primer plano una canción en “Los Miserables”, Matthew hace tiene la misma fuerza en esta interpretación. El resto de intérpretes están correctos pero echo en falta no haber explotado el talento de Casey Affleck, sin duda un de los 4 o 5 mejores actores de su generación.

Música: Lo primero es que no entiendo que hasta el 18 de noviembre no salga a la venta la Banda Sonora, inaudito. Como leí hace poco, “si contratas a Hans Zimmer para hacer la música está claro que no es para tenerle pelando zanahorias”, y así es. Zimmer nos ofrece una de las mejores partituras que ha firmado en mucho tiempo. La música es un protagonista más y parte del éxito de la emoción del film está en la música. Es un personaje más. Es curioso porque en los trailers no se suele usar la música creada para el film, pero en esta ocasión si fue así y ya quedó clara la simbiosis que había entre imagen y sonido.interstellar_poster-3

En lineas general es una película que divide a partes iguales la aventura espacial y el drama humano, cargado de emociones y de relaciones sentimentales entre padres e hijos en las que todos podemos vernos identificados de alguna manera.

Hay muchas escenas que destacaría, pero algunas imprescindibles son por ejemplo la que mencionaba anteriormente, Matthew  McConaughey frente a un monitor repasando 23 años de mensajes de sus hijos. Es sobrecogedor. También están la de Anne Hataway definiendo el amor y mostrando el poder sobrenatural que demuestra, de como puede que tenga explicación científica pero que todavía no alcanzamos a ver, como el amor puede ser la clave interdimensional que no podemos aún discernir, pero que está ahí, que nuestra intuición siempre recurre a ella, y las cosas no son por casualidad.

Por no desvelar al lector el desenlace no descubriré su contenido, pero me resulta sublime el modo en que da sentido a todo y en como hace reflexionar al espectador. Me encanta como Nolan ha sabido mostrar un mundo no tan lejano, con un sentido práctico, poco pretencioso a pesar de que pueda parecerlo, siempre impregnando de realismo la ficción, haciéndolo creíble, cercano, es un mundo y una realidad que casi podemos tocar con las manos, sentirlo nuestro y sobretodo la forma en que plantea ese desafío al que estamos apunto de enfrentarnos. Los nuevos aventureros están  a la vuelta de la esquina. La epopeya que viven los protagonista va a ser una realidad que unos pocos valientes, que a lo mejor ahora acaban de nacer, tendrán que lidiar. Las nuevas fronteras…abrir el camino…llevarnos a las estrellas. Resulta tan apasionante. 

En cierto modo es como aquellos aventureros que con unos zapatos cualquiera y una ropa inapropiada se adentraban en expediciones a lugares remotos helados de la Tierra y terminaban pereciendo ante la falta de medios. Ahora estamos igual, con una tecnología ridícula para el inmenso Universo, lleno de misterios pero que pese a todo nuestro ansia por conocer nos embarcará en intrépidas misiones.

Hay poco que se pueda reprochar a este film. El metraje puede que sea algo excesivo, se podría haber recortado 15 minutos de la secuencia en la que aparece Matt Damon y otros 15 minutos de la primera parte en la Tierra, cuando están en la granja. En cualquier caso es una obra de ingeniería visual como pocas y cada minuto frente a la pantalla es un tesoro para recordar.

Interstellar

En definitiva una película que va a ser de las dos o tres mejores de este año, que no podéis dejar pasar,  ya seáis amantes del género de ciencia-ficción o no, porque ya os digo, hay mucho de ciencia, mucho de drama y poco de ficción, donde las emociones afloran, donde todo se vuelve trascendental y cuya lectura puede ofrecernos las respuestas que siempre hemos buscado.

Related Posts

One Response

  1. Guillermo Dorado

    Una maravilla de película. La más emocional de Nolan sin duda alguna. De hecho, a pesar de la aventura, creo que eso es lo que queda al final. Una historia humana sobre la vida, las motivaciones, el amor, los hijos y la herencia que les dejamos, el estar fuera de lugar, así como el paso del tiempo.

    Es una película de aventuras, pero a diferencia de Origen (magnifica película, que me encantó en su momento) creo que esta va más allá a nivel emocional y eso la hace llegar a sitios en nuestro interior, al menos en el mío, que las anteriores no habían conseguido. Es por eso por lo que personalmente me cuesta quedarme con esto o aquello. Es un todo. Es una sensación global que hace que piense que Nolan lo ha conseguido. Ha hecho una película maravillosa. Una obra maestra. Al menos yo lo sentí así.

    En mi caso, no sobra ni un solo minuto de metraje. Ni uno solo. Pocas películas son las que me han tenido sumergido en la historia desde el minuto uno, completamente atrapado, me rendí a lo que Nolan me quería contar, olvidándome de que me encontraba en un cine, en una sala 25 del Kinepolis a las 10 de la noche, llena de gente, olvidándome que me encontraba en esa fila 4, sin distracciones a mi alrededor, solamente con una pantalla enorme delante mío, donde notaba el sonido de esa música increíble que salía por los altavoces rebotando en mi pecho de forma muy agresiva (literalmente), haciéndome partícipe de la acción de ese momento como si estuviera viviendo lo mismo que los protagonistas, como si estuviera allí mismo, transportado hasta ese futuro apocalíptico, a esa aventura de conquistadores en busca de nuevos y desconocidos territorios, a ese paseo por las emociones de toda una vida, de esos momentos perdidos, de esos momentos irrecuperables, pasando por delante del protagonista, de nosotros mismos. No recuerdo meterme dentro de la película al nivel que esta lo ha conseguido. Y en los días que corren, con la cantidad de películas y de exposición audiovisual que tenemos, eso no es nada fácil.

    Al final de la película, la sala 25 aplaudió. Empezó tímidamente pero luego se animó. No estaban allí los actores, ni los directores, ni guionistas. Nadie podía escuchar esos aplausos. Eran aplausos a una pantalla negra donde, simplemente, aparecían los nombres de esas personas que nos llevaron a descubrir esa historia tan increíble. Y eso… Eso señores, hay que agradecerlo siempre.

    Esto es el CINE.
    Gracias Christopher Nolan.

    Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published.