A unos días del lanzamiento oficial de la banda sonora de Avatar de James Horner, ya está disponible en unos cuantos foros para vuestro disfrute.

En un análisis previo uno se puede dar cuenta de que la música en este film no va a jugar un papel determinante, su misión será llenar de epicidad la trama, colaborar en el desarrollo de la cultura indígena Na´vi y los sonidos de la naturaleza pero sin tomar una papel determinante con un tema central significativo y pegadizo. Por lo tanto, no estamos ante trabajos de James Horner al estilo de “Leyendas de Pasión”, “Braveheart” o “Titanic”. Nos encontramos con algo más parecido a “Campos de Sueño”, “Apolo 13” o una “Una mente maravillosa”. En cualquier caso, los sonidos identificativos del autor estarán presentes durante el largo metraje. Tendremos las campanas apocalípticas tan habituales, las suaves melodías a violín a los que nos tiene acostumbrados en los pasajes más íntimos y momentos transcendentales con trompetas y toda la artillería pesada de una sinfónica. Uno de los elementos más significativos es el uso de los coros como representación de esas voces indígenas y tribales que son los Na´vi.  Le dan un toque bastante místicos a todo el soundtrack. Apesar de no ser la banda sonora que yo esperaba tiene la fuerza  suficiente para estar a la altura de las imágenes que de momento hemos podido ver.  Tan sólo queda una semana para ver el resultado final.

Lo mejor llegará en los créditos finales con el tema “I see you” interpretado por Leona Lewis, que por su aspecto podría dar el perfil como una nativa más de Pandora, planeta en el que está ambientada la historia de AVATAR, y que seguramente veremos sobre el escenario del Kodak Theater de Los Ángeles interpretándolo en la noche de los Oscars y dejándo boquiabiertos a los espectadores, invitados y prensa presente, como ya lo hizo Celine Dione con “My heart will go on” para Titanic, también dirigida por James Cameron y musicalmente creada por James Horner.

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.