2016  no ha sido un año del que haya podido disfrutar mucho del cine, pero lo suficiente como para poder seleccionar de entre ellos los 5 títulos indispensables para recordar este año.

5º puesto. “The Revenant”

Porque por fin pudimos ver el talento de Leonardo DiCaprio recompensado con un Oscar y como Iñárritu pasa a formar parte de ese selecto grupo de grandes directores de la historia. Mención especial para Lubezki, posiblemente uno de los tres o cuatro mejores directores de fotografía de toda la historia.  Con sólo ver alguna de sus secuencias, como la del ataque indio, está película ya merece la pena.

4º puesto. “Spotlight”

Porque engancha desde el minuto uno. Mark Ruffalo y Michael Keaton están sobresalientes en este drama periodístico basado en hechos reales. Su atmósfera y ritmo pausado encandilan a cualquiera.

3er puesto. “La chica danesa”

Porque cuando parecía que era una película hecha para lucimiento de Eddie Redmayne resulta que Alicia Vikander atrae para si todo el foco y su personaje se convierte en uno de los mejores del año. Dirigida por Tom Hooper, una de mis debilidades los últimos años, director que cuida hasta el más mínimo detalle de puesta en escena y el diseño de producción. Una joyita.

2º puesto. “La juventud”

Ya me gustó Sorrentino con “La gran belleza”, pero es que está película es como leer un buen libro de Coetzee. ¡Una pasada! Es de esos títulos que te deja dándole vueltas a la vida en tu cabeza. Indispensable. Gran película.

1er puesto. “La habitación”

La joya de la corona. La mejor película del año sin duda alguna. Es un drama descomunal, de los que toca la fibra sensible como ningún otro y donde Brie Larson y especialmente Jacob Tremblay tienen la interpretación de sus vidas. Una obra maestra. Cuidada al detalle con una ternura sobrecogedora que eleva la emoción al infinito.

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.