El rey de los mares lidera un fin de año muy competitivo-

Tenemos un fin de año movidito en cuanto a estrenos. Este fin de semana coincidían en taquilla el estreno de “Aquaman”, “El Regreso de Mary Poppins” y “Spider-Man: Un nuevo universo”. A eso sumamos que teníamos de semanas anteriores a “El Grinch” y la apuesta de Disney “Ralph rompe internet”. Y a todo esto nos queda “Bumblebee” que llega mañana.

Ante este ajetreo “Aquaman” ha sabido subirse a la cresta de la ola y mantener el tipo. Lidera la taquilla en medio mundo, pese a que no son las mejores cifras que esperaban. Dentro del análisis que se ha hecho en relación a las películas del universo DC, parece que la valoración es aceptable, justo detrás de “Wonder Woman”, la sorpresa del año pasado.

Contar con Jason Momoa es un plus. El tirón que tiene tras su paso por “Game of thrones” y su impresionante cuerpo es uno de los reclamos más sugerentes de la cinta. Pese a ello, su personaje no termina de cuajar. Carece de la gracia natural que por ejemplo si tiene “The Rock”, con quien podríamos compararle. El perfil que han desarrollado para el personaje tiene momentos bastante absurdos, donde el guion fuerza un humor de tontos que no hace ninguna gracia. Destacaría la aparición de Nicole Kidman, que hacía muuuuucho tiempo que no me la creía como en esta película de super héroes.

Sin duda alguna, otra mención especial es para su director, James Wan, cuya mano se nota al instante. El joven director malayo, al que todos conocemos por la saga “Saw”, Insidius”, “The Conjuring” y más parecido a lo que aquí vemos, “Fast and Furious 7” y de cuya impronta se impregna todo el film. Su estilo rápido y directo se deja patente en las más de dos horas de film y a eso añadimos planos muy épicos, de los más épicos que he podido ver en el género, quizá desde “El señor de los anillos”. Esos detalles están muy cuidados, así como los movimientos de cámara, nada que envidiar a Michael Bay.

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.